Obituario

En está página encontrarás breves reseñas de las personas cuyas vidas fueron apagadas por las raudas y devastadoras aguas de los arroyos de Barranquilla. En el marco de la ética y del respeto a la sensibilidad de sus familiares, podrás conocer o recordar las trágicas circunstancias que dieron lugar a los fatales hechos.

El obituario de los arroyos de Barranquilla, tiene como propósito llamar la atención de las autoridades locales y nacionales sobre la necesidad inaplazable de buscar una solución pronta al problema que ocasionan los arroyos en la ciudad de Barranquilla. También, pretende educar a través de lo que se podría llamar La "Pedagogía de los Arroyos", a los ciudadanos y a las ciudadanas, para que cumplan con las normas de seguridad personal y colectiva cada vez que se cierne y cae un aguacero sobre la ciudad

Sábado, 10 Junio 1961 03:13

Campo Elías Castro

Pereció en el caudaloso arroyo de la carrera 21 cuando prestaba ayuda al señor José Pérez, carromulero, quien era arrastrado por la corriente, con mulo y carreta, a la altura de calle 45. Dos muchachos del sector se lanzaron a socorrer al "carromulero" logrando rescatarlo. El joven obrero Campo Elías insistió en librar la carreta y el mulo, pero todos, obrero, mulo y carreta, fueron arrastrados por el arroyo. El cuerpo del joven fue visto aguas abajo, en sectores del arroyo Rebolo, pero no pudo ser rescatado por las embestidas de la corriente. Se solicitó la presencia del cuerpo de bomberos pero desafortunadamente, llegaron después de ocurrida la tragedia.

Viernes, 09 Junio 1961 03:14

Julio del Cristo Arrieta

De acuerdo con el Diario El Tiempo, el niño pereció en el arroyo de ese sector cuando tomaba un baño con un grupo de compañeros.

Lunes, 02 Enero 1961 03:10

Leonel Daza Martínez

Fueron arrastrados por el arroyo de Rebolo mientras intentaban atravesar la carrera 21, a bordo de un automóvil Chevrolet 61, en un trayecto que los conduciría al Aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz. Otra ocupante del vehículo, la joven Enilda Vega fue rescatada por un anciano que se atrevió a desafiar el caudaloso arroyo. La fuerza de la corriente arrastró el vehículo golpeándolo fuertemente con el puente "Codacero" (Carrera 21 con la calle 30), los pasajeros fueron sacados del vehículo por la fuerza del agua, quedando en el taxi solamente una joven de 19 años dando gritos de terror y pidiendo auxilio. La joven fue salvada en un acto heroico por el señor Pedro Sarabia, celador de una bomba de gasolina ubicada a pocos metros de la tragedia. De acuerdo con las declaraciones de la sobreviviente, cuando el chofer quiso dar marcha atrás a su vehículo, este se apagó, siendo arrastrado por la fuerte corriente.

Leonel Daza Martínez era primo de María Martínez de 15 años de edad natural de Villabueva Guajira y quien cursaba segundo de bachillerato en el colegio San Francisco de Barranquilla, era hijo de Pedro Daza y Carmen Martínez.

Sábado, 13 Septiembre 1958 03:18

Ramón Dávila Felizzola

Oriundos de Villanueva (Guajira), al salir de un congreso médico que se efectuaba en el Country Club.

Sábado, 13 Septiembre 1958 03:17

Ezequiel David Ovalle

Oriundos de Villanueva (Guajira), al salir de un congreso médico que se efectuaba en el Country Club.

Sábado, 12 Octubre 1957 03:19

Dr. Lázaro Bravo Maury

Logró atravesar el Arroyo que se forma en la carrera 43 con calle 51, pero la máquina de su vehículo se apagó y fue devuelto por la corriente que baja por la carrera 43, hacia las caudalosas aguas del Arroyo Felicidad. En el descenso por la calle 51 un cuñado del doctor Maury, quién lo acompañaba logró salvarse, al saltar y alcanzar la orilla. El doctor quiso hacer lo mismo, pero resbaló y fue arrastrado por la corriente. Su cuerpo fue encontrado en el Caño de las Compañías.

Domingo, 12 Octubre 1947 23:05

Pedro Narváez Mena

Venían de una fiesta familiar e intentaron atravesar el arroyo de la carrera Primavera (Carrera 52), uno de los más violentos que cruza el perímetro urbano, por cuanto recibe la corriente de diversos sectores, encauzándose luego por la carrera primavera, elevándose el nivel de la corriente a una altura mayor de dos metros. Este arroyo desemboca en la calle Santander (Calle 40), estrellándose contra el muro de pared del patio de la antigua empresa de Ferrocarril de Barranquilla a Puerto Colombia, que luego tuerce su rumbo hasta la Carrera Robles (51), situada al sur, y luego, dobla por esta hasta llegar al canal de las compañías. De acuerdo con los reportes de prensa, uno de los hermanos logró atravesar el arroyo y al ver que el otro era arrastrado por la corriente, trato de salvarlo pereciendo también. Los cadáveres fueron localizados en el Caño de las compañías, detrás de la empresa "NARE", debajo de un bote y en completo estado de descomposición.

Domingo, 12 Octubre 1947 03:22

Francisco Narváez Mena

Venían de una fiesta familiar e intentaron atravesar el arroyo de la carrera Primavera (Carrera 52), uno de los más violentos que cruza el perímetro urbano, por cuanto recibe la corriente de diversos sectores, encauzándose luego por la carrera primavera, elevándose el nivel de la corriente a una altura mayor de dos metros. Este arroyo desemboca en la calle Santander (Calle 40), estrellándose contra el muro de pared del patio de la antigua empresa de Ferrocarril de Barranquilla a Puerto Colombia, que luego tuerce su rumbo hasta la Carrera Robles (51), situada al sur, y luego, dobla por esta hasta llegar al canal de las compañías. De acuerdo con los reportes de prensa, uno de los hermanos logró atravesar el arroyo y al ver que el otro era arrastrado por la corriente, trato de salvarlo pereciendo también. Los cadáveres fueron localizados en el Caño de las compañías, detrás de la empresa "NARE", debajo de un bote y en completo estado de descomposición.

Sábado, 28 Octubre 1933 03:23

Carmen Obdulia Padilla

Las hermanas Carmen y Dominga Padilla, salieron de su residencia, en las horas de la mañana con el fin de dar aviso a unas amigas en la calle San Francisco (27) con la carrera providencia (25), de que ya no se celebraría una misa convenida para esa fecha en sufragio del alma de un tío de las Padilla, quien había muerto hace un año. Cumplida la misión las dos hermanas bajaron por la carrera Libertad (27) y fueron a lavar sus zuecos a orillas del arroyo Rebolo, ya que se les habían llenado de lodo. Dominga, fue la que comenzó la labor de limpieza a orillas del arroyo, que ese día estaba crecido por el aguacero torrencial que había caído. Carmen Obdulia quiso repetir la labor de su hermana, pero resbaló y cayó al fondo del arroyo, llevándose de paso a la otra hermana. La corriente del arroyo era impetuosa y arrastró a las dos víctimas aguas abajo. Un vecino del sector conocido como Guillermo de Alba se lanzó al arroyo para salvar a las hermanas Padilla. Con la ayuda de varios hombres la joven Dominga fue rescatada, su estado era lamentable, por los golpes sufridos contra los postes de madera y hierro, contra chasis inservibles de automóviles que se hallaban en el cauce del

Página 6 de 6